La Comisión Europea, debido a la actual pandemia de COVID-19, ha aprobado prolongar la validez de las autorizaciones para plantaciones de vid (nuevas plantaciones y replantaciones) que expiran este año, así como el plazo para el arranque de viñedo.

De esta forma, aquellas autorizaciones que hayan expirado o expiren en el año 2020 continuarán siendo válidas hasta el 4 de mayo de 2021.

En el caso de aquellos viticultores que no tienen intención de hacer uso de su autorización y tampoco desean beneficiarse de esta prórroga, es importante señalar que deberán informar de ello a las autoridades competentes antes del 31 de diciembre de este año para no ser objeto de las sanciones administrativas que pudieran aplicarse a esta situación.

Por otro lado, respecto al arranque de replantación anticipada que deba realizarse en el año 2020, y siempre previa solicitud debidamente justificada del viticultor, la Comisión ha autorizado que se podrá solicitar posponer la fecha del arranque hasta el 4 de mayo de 2021, lo cual en todo caso deberá ser autorizado por la Consejería de Agricultura.  

Para más información, contacta con los técnicos de tu oficina de ARAG-ASAJA más cercana.